Investigación del fraude de seguro. Perfil del defraudador

El último informe publicado por KPMG (2016)[1] sobre el perfil del defraudador, indica cuales son algunas de las características principales de estos sujetos y sus acciones:

Género. En el 79% de los casos el defraudador es un hombre.

Edad. El 69% de los defraudadores tiene una edad comprendida entre los 36 y 55 años.

Empleo. En el 65% de los casos el sujeto que defrauda es empleado de la organización afectada (fraude interno). Como dato importante, la mayoría de estos defraudadores llevan años trabajando en la empresa, por lo que cuenta con un conocimiento interno de la misma.

Colusión. En el 62% de los casos el defraudador no actuó sólo, sino en connivencia con otras personas (otros empleados o personas ajenas a la organización).

Tipo. En este ámbito, el 47% de los fraudes están vinculados a la apropiación indebida de activos (principalmente malversación y fraude en las compras). En segundo lugar, con un 24%, encontramos fraudes vinculados a la obtención de ingresos o activos mediante actividades fraudulentas o ilegales (corrupción).

Periodo. En los casos en que el defraudador actuó sólo, el 69% de los delitos se cometieron a lo largo de un periodo de entre uno y cinco años. De estos, los importes defraudados se estiman en:

21% (50.000 a 200.000 dólares).

16% (200.000 a 500.000 dólares).

32% (500.000 dólares).

9% (superior a los 5.000.000 dólares).Controles. Los controles antifraude no son lo suficientemente fuertes y el problema está creciendo. Los controles débiles son causa del 61% de los fraudes[2].

Tecnología. La tecnología facilitó el fraude en el 24% de los casos.

Sexo. Los defraudadores superan en número a las defraudadoras, pero la proporción ha aumentado desde 2010. Las mujeres defraudaras en 2010 era del13% y en 2015 del 17%. Las mujeres suelen estar en puestos staff o mandos intermedios, mientras os hombres en puestos directivos.

Reputación. En la mayoría de los casos el fraude lo cometen personas muy respetadas (62%), frente a la mala reputación (38%). El 44% de los defraudadores tiene una autoridad limitada.

En general:

Ocupa un puesto directivo o ejecutivo (Hombres) y mandos intermedios (mujeres)
Defraudadores ocasiones, no reincidentes
Trabaja en área directiva, financiera o de ventas
De 36 a 55 años. Lleva más de 6 años en la empresa

[1] Informe KPMG (2016).

[2] Basado en u estudio global de KPMG que investigo a 750 defraudadores entre enero de 2013 y agosto de 2015.